Administrator

Administrator

La matriz de Google ha presentado un beneficio neto de 9.400 millones de dólares, aunque esta cifra una ganancia extraordinaria de 3.000 millones de dólares relacionada con su participación en Uber, que hasta ahora no había sido incluida en la cuenta de resultados.

El beneficio operativo se ha situado en 7.000 millones de dólares, ligeramente por encima de los 6.553 millones que esperaba el consenso. En el cuarto trimestre de 2017, Alphabet presentó unas pérdidas de 3.020 millones de dólares tras el impacto de la reforma fiscal de Donald Trump.

En cuanto a los ingresos, también han superado las previsiones del consenso, al subir un 25,9%, hasta 31.150 millones de dólares, por encima de los 30.280 millones previstos.

El precio del petróleo intermedio de Texas (WTI) subió hoy un 0,35 % y cerró en 68,64 dólares el barril, el nivel más alto desde el 1 de diciembre de 2014 y en medio de nuevas tensiones en Oriente Medio.

Al final de las operaciones a viva voz en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos futuros del WTI para entrega en junio, el nuevo mes de referencia, subieron 0,24 dólares respecto al cierre anterior.

Se trata del precio más alto desde el 1 de diciembre de 2014, cuando el WTI, el crudo de referencia en Estados Unidos, cerró en 69 dólares exactos, en medio de una pronunciada caída por un exceso de oferta en el mercado desde mediados de ese año.

En los últimos días el WTI ha venido alcanzado niveles que no se veían desde diciembre de 2014. El precio de hoy está por encima del máximo anual que se había anotado hasta ahora, el pasado miércoles, de 68,47 dólares el barril.

Los analistas atribuyeron el avance de hoy a informes que hablan sobre una serie de ataques contra distintas posiciones de rebeldes hutíes en Yemen lanzados por una coalición liderada por Arabia Saudí.

Por su parte, los contratos de gasolina en mayo, todavía el mes de referencia, subieron casi 3 centavos, hasta 2,12 dólares el galón, mientras los de gas natural con vencimiento en el mismo mes acabaron sin apenas cambios, en 2,74 dólares por cada mil pies cúbicos.

 

(Reuters) - Los productores estadounidenses están inundando Europa con una cantidad récord de petróleo, sacando ventaja de los esfuerzos de la OPEP por recortar su bombeo para equilibrar el mercado internacional de crudo.

Rusia se asoció con la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) el año pasado en un programa para reducir en 1,8 millones de barriles por día (bpd) el suministro conjunto de crudo, un acuerdo que las partes señalan que ha permitido reequilibrar el mercado y ayudado a los precios del referencial Brent a subir a cerca de máximos en cuatro años.

Ahora, los precios relativamente altos generados por el pacto, junto a una producción creciente de Estados Unidos, están complicando la venta de petróleo desde Rusia, Nigeria y otros exportadores a Europa, dijeron operadores.

“El petróleo estadounidense se está ofreciendo en todas partes”, dijo un operador de una refinería del Mediterráneo que regularmente compra crudo ruso y del Mar Caspio y que recientemente empezó a adquirir petróleo de Estados Unidos. “Ejerce mucha presión sobre los grados locales”, agregó.

La producción de crudo estadounidense alcanzaría los 10,7 millones de bpd este año, compitiendo con proveedores líderes como Rusia y Arabia Saudita. En abril, los envíos de Estados Unidos a Europa sumarían un máximo histórico de 550.000 bpd (unos 2,2 millones de toneladas), según el monitor de flujos comerciales de la plataforma Eikon de Thomson Reuters.

Entre enero y abril, la oferta estadounidense se cuadruplicó en términos interanuales a 6,8 millones de toneladas, según la información de Eikon. Fuentes del mercado dijeron que los flujos de Estados Unidos a Europa seguirían aumentando, a expensas del petróleo de la OPEP o de Rusia.

En 2017, Europa compró alrededor del 7 por ciento de las exportaciones de crudo de Estados Unidos, según datos de Reuters, pero la proporción ya ha aumentado a cerca del 12 por ciento este año.

Los principales destinos son Reino Unido, Italia y Holanda, con grandes importaciones de BP, Exxon Mobil y Valero.

Las refinerías polacas PKN Orlen y Grupa Lotos y la noruega Statoil están probando el crudo estadounidense, dijo David Wech, de la consultora JBC Energy con sede en Viena. 

Las ganancias para los proveedores estadounidenses serían bienvenidas por el presidente Donald Trump, quien el viernes acusó a la OPEP de inflar “artificialmente” los precios del crudo.

(Reuters) - La empresa china de transporte Didi Chuxing lanzó el lunes sus servicios en Toluca, México, informó la compañía, estableciendo una batalla con su rival Uber Technologies Inc. en un mercado clave.

Didi dijo que su servicio Didi Express estaría disponible en la capital del Estado de México, un centro urbano ubicado a unos 50 kilómetros de Ciudad de México, y que la compañía había agregado una serie de funciones de seguridad que incluyen un sistema de respuesta de emergencia para conductores y ciclistas.

(EFECOM).- El precio del petróleo de Texas (WTI) para entrega en junio abrió hoy con un descenso del 1,56 % (-1,07 dólares) y a las 09.05 hora local (13.05 GMT) cotizaba a 67,33 dólares el barril en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex).

(Reuters) - Apple Inc dijo el viernes que la falla de componentes en un número limitado de MacBook Pro ha causado que la batería incorporada se expanda, y agregó que ofrecerá un reemplazo gratuito en todo el mundo para esas fuentes de energía.

Apple sostuvo que la falla, informada en algunos MacBook Pro de 13 pulgadas sin barras táctiles, no es un problema de seguridad.

Las unidades afectadas fueron fabricadas entre octubre de 2016 y octubre de 2017, dijo Apple en su página de soporte, aunque no especificó la cantidad real de MacBooks afectadas.

El fabricante de iPhone había sido objeto de escrutinio luego de que confirmara en diciembre que el software para lidiar con baterías viejas en los modelos iPhone 6, iPhone 6s y iPhone SE podría ralentizar el rendimiento.

La compañía luego se disculpó y bajó el precio de los reemplazos de batería para los modelos afectados a 29 dólares desde 79 dólares.

(EFECOM).- El barril del crudo Brent para entrega en junio abrió hoy al alza en el mercado de futuros de Londres y se situó en 74,07 dólares, un 0,61 % más que al cierre del viernes.

(Reuters) - Los consumidores estadounidenses pueden estar a punto de sentir en carne propia los efectos del choque comercial iniciado por el presidente Donald Trump con China y otros países cuando en los próximos días se anuncie una nueva lista de importaciones chinas que serán gravadas.

Después de imponer aranceles de importación en enero a los paneles solares y las lavadoras, Trump redobló la apuesta el mes pasado al anunciar tasas a las importaciones de acero y aluminio y gravámenes a otros productos por unos 50.000 millones de dólares.

Después de que Pekín respondiera con una lista de productos estadounidenses que estarían sujetos a aranceles, Trump ordenó a inicios de este mes considerar gravámenes adicionales por 100.000 millones de dólares.

Pero un análisis de Reuters de las importaciones chinas muestra que para llegar rápidamente a impuestos por 100.000 millones de dólares, Trump podría tener que apuntar a teléfonos celulares, computadoras, juguetes, ropa, calzado, muebles y otros bienes de consumo, lo que provocaría alzas en los precios minoristas en el país.

“No hay forma de evitar los productos de consumo cuando se piensa en cómo llegar a 100.000 millones de dólares en importaciones procedentes de China”, dijo Hun Quach, vicepresidente de comercio internacional de la Asociación de Líderes de la Industria Minorista de Estados Unidos.

El impacto de los aranceles en los consumidores dependerá de variables que dificultan un cálculo producto por producto. Las empresas pueden absorber algunos costos y algunas hasta tendrán la opción de cambiar la producción de China a otros países, reduciendo el impacto para los compradores estadounidenses.

Después de que las lavadoras importadas por LG Electronics fueran golpeadas con un arancel del 20 por ciento en enero, la compañía elevó los precios en Estados Unidos en alrededor de 50 dólares por unidad, entre un 4 y un 8 por ciento.

LG optó por absorber parte del costo de los aranceles, fijados en momentos en que había comenzado la construcción de una nueva fábrica en Estados Unidos que comenzará a producir lavadoras a fines de este año, con lo que evitará los aranceles estadounidenses.

Las empresas con cadenas de suministro complejas, principalmente aquellas de industrias de alta tecnología, también pueden cambiar la forma en que sus subsidiarias cobran los costos internos para reducir el impacto de los aranceles.

La primera ronda de tarifas de Trump dejó intacta de forma deliberada a la mayoría de los productos electrónicos de consumo. Pero sumar otros 100.000 millones en productos a los que imponer impuestos entre los 506.000 millones de dólares en importaciones estadounidenses desde China en 2017 sin perjudicar a los compradores no será fácil.

El Representante Comercial de Estados Unidos podría encontrar rápidamente 100.000 millones a los que apuntar, pero a costa de tres amplias categorías de productos electrónicos de consumo: teléfonos celulares (44.000 millones), equipos de computación (37.000 millones) y grabadores de voz, imágenes y datos (22.000 millones).

Las cadenas de suministro de Estados Unidos también se verían perjudicadas ya que muchos productos electrónicos de consumo dependen de la exportación de semiconductores, software y otros insumos estadounidenses a China para su ensamblaje antes de ser importados de regreso al país. 

Aliados como Corea del Sur, Japón y Taiwán también suministran partes de celulares para compañías como Apple Inc y sentirían el impacto. “Terminas disparándote en el pie, disparando a tus aliados en el pie, y tal vez lastimas al dedo gordo del pie de China”, dijo Chad Bown, investigador del Instituto Peterson de Economía Internacional.

ÓRDENES CERRADAS

Trump podría obtener una cuarta parte de los 100.000 millones de dólares gravando juguetes, y artículos deportivos y juegos, categorías con poco contenido local que ascendieron a 25.500 millones de dólares en importaciones de China en 2017.

Pero China representó el 81,5 por ciento de todas las importaciones estadounidenses en este grupo, lo que significa que habría pocas fuentes alternativas para los importadores que pudieran atenuar el impacto arancelario en los consumidores.

Agregar ropa, calzado y muebles a la lista sumaría el monto necesario para alcanzar los 100.000 millones de dólares, pero el alza de los precios en esas categorías serían sentidos con fuerza por los consumidores.

De acuerdo a datos de Census, hay aproximadamente 7.600 bienes de consumo e industriales disponibles para aranceles con un valor combinado de 101.000 millones de dólares en los que China representa el 40 por ciento o menos de las importaciones estadounidenses y que podrían ser obtenidos de otros países.

La mayoría incluye producción en pequeña escala y una amplia gama de productos que se venden en las cadenas de tiendas locales como Estados Unidos como Wal-Mart, que incluyen ropa, alimentos para mascotas y accesorios de iluminación.

Si bien la disponibilidad de estos artículos en otros países podría ayudar a limitar los aumentos de precios, aún habría interrupciones para los minoristas con cadenas de suministro establecidas desde hace mucho tiempo.

“El abastecimiento desde otro país no es una solución fácil. No puede darse de la noche a la mañana”, dijo Quach de RILA, quien agregó que las órdenes de Navidad de los minoristas para 2018 están cerradas. Y hay pocas alternativas para los 402 millones de dólares en luces de árboles navideños que llegan desde China.

Economistas encuestados por Reuters advirtieron que, si bien la imposición de aranceles puede beneficiar a los productores de acero y aluminio estadounidenses, los costos aumentarían para muchos otros productores y consumidores locales.

Los exportadores estadounidenses también sentirán el impacto de la guerra comercial después de que China anunció en marzo aranceles sobre 128 productos, como fruta y vino, que el país exporta al gigante asiático y que ahora serán gravados en un 15 por ciento.

Exportaciones estadounidenses por otros 50.000 millones de dólares como automóviles, aviones, carne de cerdo y soja enfrentan un arancel de 25 por ciento.

 

(Reuters) - El proveedor de servicios petroleros Halliburton Co reportó el lunes un aumento del 34 por ciento en sus ingresos del primer trimestre, debido a que el incremento en los precios del crudo llevó a las compañías norteamericanas a impulsar la producción de petróleo y gas.

Halliburton dijo además que asumió un cargo de 312 millones de dólares en el trimestre por una amortización de inversiones en Venezuela.

Los ingresos de la compañía de América del Norte subieron casi un 58 por ciento a 3.520 millones de dólares en los tres meses que terminaron el 31 de marzo, mientras que los ingresos de las operaciones internacionales aumentaron un 9 por ciento.

Los ingresos totales subieron de 4.280 a 5.740 millones de dólares.

Ajustada por ítems, Halliburton registró una ganancia de 41 centavos por acción en el trimestre, en línea con las estimaciones de analistas, de acuerdo a Thomson Reuters I/B/E/S.

Las compañías de servicios petroleros se vieron afectadas por unas duras condiciones climáticas en el primer trimestre.

Halliburton advirtió en febrero que sufriría un impacto de 10 centavos por acción en sus ganancias del primer trimestre debido a retrasos en las entregas de arena utilizada en la fracturación hidráulica.

La utilidad de Halliburton atribuible a sus accionistas fue de 46 millones de dólares, o 5 centavos por acción, en los tres meses terminados el 31 de marzo.

 

(Reuters) - El fabricante de juguetes Hasbro Inc dijo el lunes que sus ingresos cayeron casi 100 millones de dólares más a lo previsto en el primer trimestre, lo que atribuyó a la liquidación de Toys ‘R’ Us y al inventario de juguetes no vendidos en Europa.

Las acciones de la compañía cayeron casi un 8 por ciento, a 76,01 dólares, antes de que se iniciara la cotización y se encaminaban a abrir en su nivel más bajo desde diciembre, cuando la empresa obtuvo un beneficio por acción 23 centavos inferior a lo esperado.

Hasbro había advertido en febrero que gran parte del impacto de Toys ‘R’ Us se sentiría en los primeros dos trimestres del año y su rival Mattel aumentó la sensación de crisis en el sector al designar a su cuarto presidente ejecutivo en tres años la semana pasada.

Los actores tradicionales en la industria de los juguetes han sido golpeados en los últimos años por un cambio de preferencias por miles de productores rivales más pequeños que venden en Amazon y otros sitios de comercio electrónico, y además los niños están optando más por juegos electrónicos en vez de juguetes tradicionales.

“Estamos trabajando para dejar atrás rápidamente los problemas que nos ha supuesto Toys ‘R’ Us. Nuestros minoristas a nivel global ven esto como una oportunidad en una categoría de consumidores clave y se están asociando con Hasbro para desarrollar planes de crecimiento para nuestras marcas”, dijo el director general Brian Goldner.

La pérdida neta atribuible a Hasbro fue de 112,5 millones de dólares, o 90 centavos por acción, en el primer trimestre terminado el 1 de abril, en comparación con una ganancia de 68,6 millones de dólares, o 54 centavos por acción, un año antes.

Excluyendo ciertos extraordinarios, la compañía ganó 10 centavos por acción. Los analistas esperaban de media 33 centavos por acción, según datos de Thomson Reuters I / B / E / S. 

Los ingresos de Hasbro bajaron un 16 por ciento, a 716,3 millones de dólares, menos que los 814 millones de dólares proyectados por analistas.