EL MERCADO ESTA SEMANA Destacado

Como antesala al discurso que acaba de desplegar hoy domingo la Presidenta de la Reserva Federal (FED), Janet Yellen, en Washington DC frente a 30 de sus colegas, los datos de actividad económica e inflación estadounidense del mes de septiembre, publicados el viernes pasado, mandaron señales mixtas que la llevaron a argumentar que el instituto emisor estará observando detenidamente el comportamiento inflacionario  en los meses próximos con el afán de no cometer un juicio erróneo que tenga implicancias inesperadas entrando al 2018. Entre los datos, las ventas retail se aceleraron hacia 4.4% (desde 3.5%) acompañados de un repunte en el sentimiento del consumidor que se encumbró hacia 101.1 puntos (desde 95.3 puntos). Entre medio, y como se esperaba, la inflación general se aceleró hacia 2.2% (desde 1.9%), dado el salto que registraron los precios de los alimentos, cítricos y energía el mes anterior tras el paso de los ciclones Harvey e Irma. No obstante, la sorpresa emanó de la lectura de inflación subyacente, aquella que excluye los precios de los alimentos y energía, la cual se mantuvo en 1.7% por tercer mes consecutivo en un contexto donde la FED está tratando de determinar si es que las presiones desinflacionarias son transitorias o permanentes como se concluye de las actas publicadas a media semana. 

Ese último dato inflacionario, acompañado de la creciente preocupación de los miembros de la FED acerca del dinamismo inflacionario, se tradujeron en que la tasa soberana a 10 años cediese rápidamente hacia 2.27% bajo la presunción de que el instituto emisor podría postergar la última alza del año, esperada para diciembre, dejándola para el año siguiente. Hoy el mercado le esta asignando un 83% de ocurrencia al alza de tasas en 25 puntos base hacia 1.5% en la sesión de diciembre, desde casi 90% que se encontraba la semana anterior.  

Por el lado empresarial las principales instituciones financieras del país reportaron resultados trimestrales que superaron las expectativas de mercado mostrando una expansión saludable en las carteras de inversión acompañado de un mayor margen de intereses y carteras de crédito saludables. El negocio de trading de renta fija de dichas instituciones sufrió producto de la falta de volatilidad bursátil, no obstante, la falta de actividad e ingresos de dicho negocio no tuvo una incidencia relevante sobre los resultados finales. El único banco que tuvo que provisionar más de lo esperado el trimestre anterior fue Wells Fargo quien sigue lidiando con los litigios acaecidos de su estrategia de ventas cruzadas que estaba plagada de problemas. 

En el frente político el Presidente Trump utilizó una orden ejecutiva para modificar parte de los subsidios que le otorgaba Obamacare a las compañías de seguros con ello dando el primer paso en la transformación y reversión de la ley sin apoyo del Congreso. Entre medio la Agencia de Energía Internacional argumentó que el recorte de producción petrolero había registrado un mayor cumplimiento de lo esperado por los países de la OPEP (y Rusia) con ello permitiendo que el precio del crudo suba hacia US$51.5 el barril rentando casi 4.5% en la semana. No obstante, también vimos como el precio del oro y el cobre rentaron en promedio 2.5% subiendo hacia US$1,306 la onza y US$3.13 la libra, respectivamente. Es bajo este escenario que los índices accionarios estadounidenses continuaron rotando en sus máximos históricos con el Dow cerrando la semana en 22,872 puntos, el S&P 500 en 2,543 puntos y el Nasdaq lo hiciese en 6,606 puntos.

Esta semana partirá enfocada en las palabras que acaban de pronunciar los principales mandatarios monetarios incluyendo a Janet Yellen (Estados Unidos), Harihuko Kuroda (Japón) y Zhou Xiaochuan (China) en el Seminario Bancario G30 en Washington DC. Una vez despejado aquello todo girará en torno al decimonoveno concilio quinquenal del Partido Comunista donde el actual Premier Xi Jinping será renombrado como líder supremo de dicho país. No obstante, a partir de este domingo y hasta el miércoles siguiente, fecha en que todo el politburó chino estará reunido para delinear el programa político de los próximos años, tendremos datos de inflación, inflación al productor, producción industrial y ventas retail conjuntamente con la lectura del crecimiento económico del país estimado en 6.8% durante el tercer trimestre del año. 

Lo que está claro es que el mercado bursátil chino sigue al alza y las tasas overnight y hasta tres meses han cedido, seguramente, por una inyección de liquidez en antelación a dicho evento. Entre medio el ambiente político también estará tensionado en Japón que estará celebrando elecciones parlamentarias el próximo 22 de octubre dejando por ganador al actual Premier, Shinzo Abe, en pos de una reforma constitucional. Habiendo señalado aquello no nos debiese sorprender si es que el líder norcoreano, Kim Yong-un, se deja sentir en la semana lanzando algún misil mientras China y Japón buscan consolidar su institucionalidad política en este mundo cada vez más nacionalista. 

En Estados Unidos se publicarán los datos de inicio de nuevas construcciones y producción industrial mientras los agentes digieren, a media semana, el Libro Beige buscando determinar el impacto real de los huracanes sobre la economía. La semana terminará con otra intervención por parte de Yellen donde clarificará cualquier malentendido que se hay podido presentar hoy por la mañana. En Europa se ratificará el dato de inflación (actualmente en 1.5%). En el Reino Unido se publicarán los datos de inflación que podrían finalmente derivar en un alza de tasas en la siguiente reunión de política monetaria del Banco Central de Inglaterra mientras que buscan solucionar el impasse que se ha presentado con la Comunidad Europea tras que las negociaciones del Brexit entrasen en un receso forzado.  

En el frente monetario estarán dictaminando política monetaria Chile, Corea del Sur e Indonesia. Finalmente, tendremos un vendaval de empresas que estarán reportando sus resultados incluyendo a CSX, Netflix, Goldman Sachs, Harley Davidson, IBM, Morgan Stanley, eBay, United Continental, Honeywell, Verizon, GE, Procter and Gamble en orden de entrega. 

Tras que 30 empresas del S&P 500 reportasen sus resultados trimestrales en semanas recientes se estima que las ventas se expandirán del orden de 5% y las utilidades lo harán en 2.1%, cifra que continúa corrigiéndose a la baja. En las últimas horas han reportado las principales instituciones financieras del país donde JP Morgan Chase (JPM) registró utilidades por acción de US$1.76 superando las expectativas de US$1.65 por acción. Por un lado, el margen de intereses neto mejoró hacia 2.37% (desde 2.24%) mientras que la cartera crediticia se expandió 7%. Evidentemente, la cartera propietaria de renta fija registró una caída del orden de -27% en relación a igual trimestre del año. En esta edición el CEO de JPM, Jamie Dimon, mantuvo protocolo sin hacer comentarios políticos ni de otras clases de activos. Por su parte los resultados del Citi (C) también superaron las expectativas de mercado al registrar US$1.42 por acción mientras que se esperaba US$1.32 por acción. La cartera crediticia se expandió 2% y la división de renta fija propietaria registró una caída en ingresos del orden de -16%. En el caso de Bank of America la empresa registró US$0.48 por acción superando los US$0.45 que tenía contemplado el mercado mientras que Wells Fargo registró utilidades en línea con las expectativas de mercado en US$1.04 por acción. Esta última realizó provisiones por US$1,000 millones debido a existentes y futuros litigios que vienen enfrentando. Esta semana estarán reportando otras 60 empresas del S&P 500 incluyendo a las principales bancas de inversión buscando determinar la estrategia de riesgo que han adoptado cada una de éstas durante el tercer trimestre del año. Adicionalmente, debemos mencionar que el índice S&P 500 sostuvo sus niveles producto de un extraordinario repunte en el precio de Walmart quien anunció un fuerte programa de recompra de acciones del orden de US$20 mil millones aduciendo un mejor dinamismo en sus ventas frente a la mayor competencia de sus rivales online. El precio de la acción de Walmart rentó 9.6% en la semana hasta US$86.6 por acción.

En Europa el dato de producción industrial mejoró considerablemente hacia 3.8% (desde 3.6%) siendo que se estimaba una lectura cercana a 2.8%. El mensaje menos agresivo utilizado por la FED acerca de posibles alzas en la tasa de interés a través de las actas conjuntamente con este dato más robusto en Europa hizo que el dólar continúe depreciándose hacia €1.182 en relación al euro mientras que la paridad dólar yen se ha centrado en ¥112.  

Por su parte el sector exportador de China registró una expansión del orden de 9% (desde 6.9%) mientras que las importaciones se aceleraron hacia 18.7% (desde 13.3%) a medida que las tasas Shibor se fueron descomprimiendo en preparación al Concilio de Partido Comunista del próximo miércoles. Ello en un contexto donde la prestigiosa revista The Economist nombró, en su edición semanal, al Premier chino Xi Jinping como el hombre más poderoso del mundo. 

En India la inflación de septiembre cedió marginalmente hacia 3.3% (desde 3.4%) a pesar del robusto repunte que registró el sector industrial tras expandirse 4.3% (1.2%) ratificando con ello que el cambio en la estructura impositiva en el mes de junio tuvo poco impacto sobre el dinamismo de dicha economía.  

Finalmente, en la región el Banco Central de Perú decidió mantener su tasa de política monetaria en 3.5% a pesar de que la inflación interanual cediese hacia 2.9% (desde 3.2%).